• El organismo municipal ha aprobado la adjudicación del servicio a la empresa Eulen SA, que supondrá el mantenimiento de los recintos municipales y de las instalaciones eléctricas para los próximos tres años
  • El Consistorio apuesta así por una mejora de la calidad del servicio, al pasar la inversión anual de 126.612 a 288.900 euros

El Instituto Municipal de Deportes del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria ha aprobado la adjudicación del Servicio de conservación y mantenimiento en general de las instalaciones eléctricas, luminotécnicas y de protección contraincendios de los centros deportivos a la empresa Eulen SA, lo que supondrá la remodelación de dichas infraestructuras en los recintos deportivos municipales con una inversión de 866.7000 euros para los próximos tres años.

Para el concejal de Deportes, Aridany Romero, esta licitación «tiene como finalidad establecer, regular y definir el alcance y condiciones de la prestación del servicio de conservación, apostando por una mayor calidad en el mantenimiento general de las instalaciones, ya que se pasa de una inversión anual de aproximadamente 126.612 a 288.900 euros».

En este sentido, el máximo responsable del IMD destacó el «firme propósito de este gobierno de consolidar a nuestro municipio como un lugar donde la práctica deportiva sea una actividad segura, desarrollada en instalaciones deportivas de primer nivel. Para este gobierno es importante garantizar a la ciudadanía que el desarrollo de su actividad física se realice en equipamientos y recintos que cumplan con las máximas condiciones de seguridad, ya que es un factor fundamental que repercute positivamente en todos los aspectos y segmentos del tejido social y deportivo», aseveró.

A nivel general, el servicio comprende todas aquellas actuaciones que sean necesarias para mantener y conservar las instalaciones eléctricas, luminotécnicas y protección contra incendio de los centros deportivos municipales en un adecuado y necesario estado de utilización, optimizando el gasto energético, previniendo los posibles riesgos que puedan comprometer la seguridad de las personas y de la propia instalación, y realizando las revisiones periódicas de las instalaciones eléctricas.

Asimismo, Romero afirmó que «en nuestra apuesta por modernizar los equipamientos deportivos, este contrato de mantenimiento no se quedará en cuestiones meramente correctivas, sino que también añadirá cuestiones preventivas y reglamentarias, incluso la posibilidad de asumir pequeñas obras necesarias para la mejora y eficiencia energética de las instalaciones».

Para el edil capitalino, «esta renovación se inserta también en nuestra política de mejora continua de las distintas instalaciones deportivas existentes en el municipio, algo que tenemos muy presente en los nuevos presupuestos del IMD, los más elevados en la historia de la ciudad con unos 12 millones de euros. Y en este caso, damos una muestra más de esa apuesta decidida, por parte del Consistorio, en el ámbito de la sostenibilidad y el medio ambiente, impulsando por sistemas más eficientes y de mayor ahorro energético».

De manera pormenorizada, este servicio contempla la realización de trabajos específicos como la conservación preventiva, consistente en la reposición, extracción o sustitución de conjuntos o piezas que el normal funcionamiento de la instalación consume y que deben llevarse a cabo de forma periódica para asegurar de forma continuada las condiciones del servicio. A ello se añaden trabajos de inspección directa del estado y funcionamiento de los elementos de las instalaciones eléctricas, luminotécnicas y de protección contra incendio, así como operaciones de pintura y limpieza que requieran los componentes y soportes de las instalaciones.

Asimismo, se incluye como objetivo también la conservación correctiva, englobando los trabajos de reparación necesarios para devolver la funcionalidad a algún elemento o instalación que la haya perdido como consecuencia de averías, causas fortuitas o episodios de vandalismo.

Este servicio también contempla las verificaciones reglamentarias, como las inspecciones periódicas de las instalaciones eléctricas y de protección contra incendio en la forma y plazos que sus respectivas normativas indican, así como la ejecución de las correcciones o medidas correctoras que esas inspecciones demanden en los plazos que dicten dichas normativas.

Además, será por cuenta del adjudicatario las revisiones periódicas y la emisión de los certificados pertinentes por técnico competente, que impone la Consejería de Industria del Gobierno de Canarias sobre mantenimiento de las instalaciones objeto del presente pliego, al igual que la tramitación de toda la documentación afecta ante la Dirección Territorial de Industria y Energía de Las Palmas, dependiente de la Consejería de Presidencia e innovación Tecnológica.

«La contratación de este servicio supone un incremento anual del 178,02% respecto al importe de los servicios contratados anteriormente que desarrollaban estos trabajos, que supondrá una mejora sustancial de estas instalaciones técnicas», concluyó Romero.

Back to top